Lectura y vida cotidiana

$ 120

Descripción

¿Cuántas veces no hemos escuchado la queja de que la gente lee muy poco? En estas páginas, el consabido lamento se pone en tela de juicio y se revela que la gente en realidad lee mucho más de lo que suponen las estadísticas. Por no ir más lejos, buena parte de los trabajos tienen entre sus funciones tipos de lectura que pueden dar lugar a consecuencias desastrosas si no se realizan adecuadamente. Aquí se reivindican esas lecturas invisibles, como la de un informe, un instructivo o un expediente médico, que no se reconocen a la hora de descalificar a quienes supuestamente no leen.